Inicio / Publicaciones

‘Vida de un científico en cuartos de hora’, la biografía de Federico Olóriz, libro del mes de mayo de la Editorial Universidad de Granada

Miguel Guirao y Fernando Girón repasan la historia de quien fuera alumno de la UGR y catedrático de Anatomía Humana en Madrid, que contribuyó especialmente al estudio de las huellas dactilares

Vida de un científico en cuartos de hora, de Miguel Guirao Piñeyro y de Fernando Girón Irueste, la obra que repasa en 620 páginas la vida, tanto familiar como académica, de Federico Olóriz, es la publicación designada como libro del mes de mayo 2021 por la Editorial de Granada. El libro puede adquirirse a un precio especial de promoción de 18 euros en las librerías habituales.

Federico Olóriz Aguilera (1855-1912), granadino y antiguo alumno de la Facultad de Medicina de la Universidad de Granada, fue catedrático de Anatomía Humana en Madrid entre 1883 hasta su fallecimiento en  1912. Junto a Cajal y otros perteneció a la “Generación de Sabios” que tanto hicieron por la ciencia española en el cambio de siglo, con gran escasez de medios, pero con mucha voluntad y trabajo personal.

Olóriz, que realizó una contribución fundamental al estudio de las huellas dactilares, tuvo una vida absolutamente metódica, que le hizo contabilizar su trabajo en cuartos de hora. Así lo anota en su Diario de 1884, que aparece transcrito y comentado en esta biografía. El libro del mes de mayo contiene, además, un análisis de las circunstancias políticas y sociales de la España de finales del siglo XIX, quiénes fueron sus compañeros de trabajo, qué instituciones frecuentó, cuáles fueron los principales sucesos acaecidos en ese año y que tuvieron especial incidencia en su vida; su familia, su facultad y universidad; la medicina de la época, las diferentes instituciones madrileñas, la España, en fin, de su tiempo.

El hecho de que Olóriz anotara sus actividades en medidas de 15 minutos refleja, según los autores, “de otra singularidad de este personaje y con la que quién sabe si pretendía atesorar, de alguna manera, el tiempo del que disponía y que, inevitablemente, se le iba escapando pues, por desgracia, murió relativamente joven”. La segunda parte del libro “se refiere a un año en concreto de su vida, que hemos elegido por ser el más completo documentalmente, ya que ninguna de sus anotaciones posteriores tendrá su riqueza informativa”.

El manuscrito original está escrito en un cuaderno perteneciente al Fondo Olóriz de la Universidad de Granada. En él, el científico granadino relata su vida cotidiana entre 1884 y 1893. Su lectura es una ventana de su etapa madrileña, que ocupará, casi matemáticamente, la segunda mitad de su vida; la primera había transcurrido íntegramente en Granada. Aunque el trabajo de los autores de este volumen se centra en dicho año, descrito con una gran meticulosidad por su autor, “ha sido necesario suplir la ausencia de información en sus días finales con las anotaciones de principios de 1885. Lo acabamos con el nacimiento de su hija Emilia, concretamente en marzo de 1885”, señalan Miguel Guirao y Fernando Girón. El volumen se estructura en 11 grandes capítulos, presentación, introducción, bibliografía e índice onomástico.